DEN

 

Den es sin duda el personaje más representativo de Richard Corben. Tras 6 entregas de la saga y más de 27 años en las bateas de las comiquerías, podemos decir que Corben construyó un mundo (llamado Neverwhere) alrededor de una única persona: él mismo.  
Hablar de Den, su personaje más representativo, es hablar sobre la dualidad, la definición exacta en el diccionario: Sustantivo femenino. Condición de reunir dos caracteres distintos en una misma persona o cosa.
Den, un ser musculoso e impetuoso de puños lanzar y armas tomar fue también David, un muchacho desgarbado y algo “nerd” que experimentando con la electricidad terminó en una dimensión paralela. ¿La dualidad? Todo el proceso es dual. La realidad del mundo en 1973 versus la fantasía de un cuadrito de historieta. La diferencia de masa corporal entre los personajes en uno y otro mundo. El parecido entre las dos co-protagonistas principales: La Reina Roja (la más mala de todas) y Kath (¿La más ingenua de todas? Hum… Hasta esto es dual) En forma inherente, Richard Corben hace lo que todos los ilustradores suelen hacer: Poner su propio cerebro dentro de un personaje de comics. Rich Corben es un hombre dual, como excelso ilustrador que es. Sus mundos son así, cargados de dos realidades. Nunca una sola.

autorretrato de Richard Corben

Volviendo a su saga más famosa, podemos decir que a mediados de 1973 el mundo era distinto (más “libre” decían algunos). Esto Corben lo aprovechó al máximo y llevó un tema tabú a la historieta fantástica de acción: el desnudo masculino. Como dije antes, Den, enorme, musculoso y desnudo, era un muchacho flaco de unos ¿17 años quizá?, cuyo nombre aportaba las iniciales para el cual sería su nuevo nombre: D.E.N. (David Ellis Norman)
Habiendo recibido una carta de su tío Daniel Norman, (el tío Dan) dónde éste le informaba sobre una progresiva enfermedad que lo estaba consumiendo, y su huída hacia “otro mundo”, más la invitación formal materializada en el plano técnico de un aparato bidimensional de transporte (¿Habrán leído Den los realizadores de “Stargate”?), el muchacho es literalmente tragado por este hueco hacia Neverwhere, ese “otro mundo”.
Sin embargo, la historia no era tan cronológica como acabo de mencionar. Den aparecía de pie y desnudo en sus parte íntimas en medio de un vasto e irreconocible desierto veteado aquí y allá de antiguas ruinas. Pronto un hombre lagarto aparece a beber agua de una especie de bebedero entre las construcciones. Inmediatamente un tercer personaje entra en escena: una exuberante mujer bajo la más cercana apariencia de una princesa azteca. El hombre lagarto comienza a seguirla disimuladamente con evidentes malas intenciones y allí va Den atrás, desconociendo los peligros y códigos de Neverwhere pero insuflado de una extraña mezcla entre justicia y curiosidad.
 
A partir de allí, las aventuras de Den se vuelven bastante complejas pero muy simples a la vez: Sobrevivir, compartir su amor con Kath –la mujer a la cual él rescatará heroicamente- y confundir el amor con el odio por la Reina Roja, su más mortal enemiga. Den, como personaje, tiene su verdadero origen en un corto animado que Rich desarrollara para su antigua agencia Kalvin Productions en 1968.Las entregas (hasta 1993) han sido las siguientes:
Den 1, Neverwhere (Nuncanada). Fue comenzado en 1973 y finalizado en 1978. Con la presentación de la saga, la persecución furtiva por parte de la Reina Roja, quien queda despechada de Den, jurando vengarse tras su sobresaltado encuentro íntimo.

 

El rescate de Kath, a punto de ser sacrificada al dios Uluhtc (homenaje al escritor H. P. Lovecraft incluido en ese casi anagrama de Cthulhu), y su amor por Kath, la que alguna vez fuese, también en la tierra, pero en 1812, Katherine Wells, una novelista. La puja entre Ard, déspota inmortal, y la Reina por el Loc-Nar, un cetro de inmenso poder, imprescindible para conjurar físicamente a Uluhtc. La intervención final del viejo Zeg, ex-adivinador y brujo de la Reina, a favor de la pareja de enamorados, cuando ellos ya han superado todos los obstáculos. Pero sólo momentáneamente…
Den 2, Muvovum (1980-82).
Den se enfrenta con un ejército de seres llamados dramites (al mejor estilo de una colonia de termitas) quienes son comandados por Tarn, su forzosamente impuesto líder e incondicional del viejo brujo Zeg.
 
(Quien desde Zegium, la fortaleza flotante, ha dado cobijo a Kath y a Den). Finalmente, Den vence a los dramites y queda varado en una playa, inconsciente. Kath, quien se había separado de Den desde Zegium, lo revive. ¿Pero es Kath realmente?
En Den 3, Hijos del Fuego (1987-89).Asistimos a la pre-historia o “precuela” de los orígenes de la saga. Corben nos sumerge en su mar de dualidad y dudas. En un pasado no muy remoto, Kil, una reina guerrera llegada del espacio a Neverwhere (similar en aspecto a Kath, y a la reina Roja) es la responsable de la supervivencia de los suyos.  
Un desafortunado accidente en la costa de la antigua fortaleza de Zeg (sí, el mismo Zeg) hace que ella y Mal (idéntico a Den, pero esquelético y apenas vivo) queden como únicos remanentes de su raza en este nuevo y desconocido planeta. Kil está embarazada y debe proteger al que vendrá… El misterio de quién será este personaje en futuras aventuras se mantiene. Mal crece fuerte y musculoso gracias a los cuidados de Pucca, una mujer local. Kil da a luz a un vástago macho, pero el crío queda en poder del viejo Zeg y ella, casi muerta. Por supuesto Mal la rescata, aunque han perdido al niño. El final de esta historia es un calco del final de Den 2: la playa y ellos dos, solos y confusos.
Den 4, Sueños (1988-91). Scon, hijo del viejo Zeg se ha convertido en enemigo de Den, al codiciar las piedras Nar. Allá va Den, acompañado de Dort, un aliado y de Kath (o eso cree él). La incursión a la fortaleza de Scon es un fracaso y Den termina atravesado por una lanza…

 

 arrojada por la persona que él creía Kath. Error, se había tratado de la Reina Roja. Un personaje encapuchado aparece tras ella mientras Den pierde la conciencia. Doble error: Todo ha sido un sueño… Den se despierta gritando. El tiempo ha pasado, Kath ha perecido hace ya mucho (o eso parece) y Den, abandonado a sí mismo, es un esclavo obeso en un pueblo de comerciantes y mercachifles. Ghasthelm, un delgado personaje guía a Den por el camino de la recuperación moral y física al comunicarle la posibilidad de que Kath esté aún viva. Den se entrega en cuerpo y alma a Lusque, el hechicero, quién le devuelve su autoestima. Den está casi de regreso, y decide salir a buscar a su amada Kath.
En Den 5, Elementos (1988-93). Scon posee casi todas las piedras Nar. Den se ha reunido con sus antiguos aliados para seguir su lucha. En algún lugar lejano, la persona a quién Den llama Kath bucea en profundas aguas para encontrar la última piedra Nar, pero es capturada.

 

El destino lleva a Den a caer bajo el mismo cautiverio y los guerreros amantes se reúnen una vez más. Luego de una escapada heroica el grupo está finalmente listo para el ataque a la fortaleza de Scon. ¿Deja Vú? Den ve repetido en esta realidad lo que soñase meses atrás. Pero esta vez Den sabe qué hacer y llega hasta las narices de Scon, la Reina Roja, quién al fin se revela ante el ciego Den, y el personaje encapuchado, quien no es otra persona que… Kath. Sin embargo Scon conjura el poder de las piedras Nar y toda su fortaleza, al igual que él mismo, vuela por los aires. Den marca el camino de escape para él y la Reina Roja, pero Kath, ofendida no los sigue. Los humos del otrora castillo de Scon vuelan por el desierto mientras Den pierde la conciencia… Una vez más.
Den 6, llamado Den-Saga, o también La Búsqueda, (1993-94)
 
Nos lleva nuevamente al pasado de Den. Den ha perdido la memoria luego de la destrucción de Scon pero su instinto lo lleva a desear reencontrarse con su pasado. Sus pies lo conducen a un sitio familiar… La extraña señorita de aspecto azteca del comienzo de Den será su guía mental. Volvemos entonces al momento en que Kil, la reina de un planeta distante y Mal han perdido al recién nacido. Este niño ha caído bajo el tutelaje de Zeg, y su hijo, otrora sin desmedidas ambiciones, Scon. Y aquí la historia se complica (una vez más), pues el niño es llamado David. Eso convierte a Mal, por descarte, en el famoso tío Dan que impulsó a Den a Neverwhere. Ese niño es entonces… Den. ¿Vidas paralelas? ¿Conciencias separadas en dimensiones diferentes? El misterio será revelado… Pero no aquí.
El presente de Richard Corben es bien impreciso. El calvo de Den –creo no haber mencionado este detalle: Den es calvo- volvió a la palestra en 1996 parodiándose a sí mismo en la versión de la revista Penthouse: Denz.

 

Desde entonces, Rich sólo a publicado para Penthouse Comics y ha realizado hacia fines del 97 una serie de tres cómic books continuados para Dark Horse Comics,
junto a John Arcudi en el guión, “Aliens: Alchemy” (Aliens: Alquimia). Basado en la famosa saga del extraterrestre de sangre tan ácida que perfora cubiertas de naves espaciales. (Diseñado originalmente por el ilustrador H. R. Giger para la película de James Cameron, “Alien”)

 

Rich Corben ha recibido el amplio reconocimiento de sus pares, y ha sido por siempre fiel, de alguna forma, a su línea de conducta “underground”. Se ha convertido en un referente para varias generaciones de dibujantes y lo seguirá siendo, sin dudas. Por eso, ¡Larga vida a esas sombras contrapuestas bicolores sobre unos imposiblemente gigantes apéndices mamarios y ………
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: